47 Aniversario y un cumpleaños

En agosto celebramos dos aniversarios. El cumpleaños el 5 de agosto de nuestro compañero Salvador y el aniversario de la fundación de las FLN de México en Monterrey. Dos fechas importantes sin duda.

En 1969 a principios de agosto arribó a Monterrey el compañero Marcos, quien luego cambió su nombre por Salvador. Llegó cuando los integrantes del fallido Ejército Insurgente Mexicano habían sido regresados a Monterrey por quien se decía el jefe del naciente ejército, que nunca pasó de ser sólo un invento de la imaginación de un periodista famoso. Para aquellos compañeros y hasta hoy, para todas y todos nosotros, fue la primer enseñanza del recorrido por el difícil, largo y cruento camino de la revolución social: a la revolución no se juega, la hacen los pueblos, se triunfa o se muere, si es verdadera, para decirlo en palabras del Che.

Los cuadernos de trabajo Dignificar la Historia se integran con documentos reales, no son inventados; dichos documentos sirvieron para dar a conocer la necesidad de luchar hasta lograr arrebatar a nuestros pueblos de la postración en que se encuentran al vivir sometidos. De poco sirve engañarnos y proclamar que ese objetivo ya se cumplió si es evidente que no es así. Hay que leerlos, entenderlos y actuar en consecuencia. Todas y todos tenemos una cita con la memoria: Este 6 de agosto presentaremos nuestro cuaderno de trabajo: Dignificar la historia II, que cubre la etapa de 1974 a 1977 en las FLN.

Como lo hacemos siempre en los aniversarios de cumpleaños de nuestros compañeros se inició aquel 1969, puntualmente el 5 de agosto celebramos el cumpleaños de Marcos, luego Salvador, y al día siguiente a los compañeros reunidos que formaron filas como militantes profesionales en las FLN de México. Ambos aniversarios los celebraremos dignamente en nuestra Casa, la casa de todas y todos ustedes, en el Mezquital, Apodaca, Nuevo León.

Felicidades a todas y todos ustedes compañeros de lucha. Reciban lo único que podemos darles, nuestro centenario apotegma:

¡Vivir por la patria! o ¡Morir por la libertad!
Grupo editorial de la Casa de Todas y Todos.

13872969_10153933601383668_3398027444295735218_n




Julio: presente, pasado, futuro.

Huajuapan de León. Nochixtlan. Ciudad Ayala. Tanhuato. Narvarte. Ayotzinapa. Tlatlaya. Apatzingan. Piedras negras. Cuernavaca. Monterrey. Hermosillo. Chihuahua. Villas de Salvácar. Atenco. Sucumbíos. Acteal. El Charco. Aguas blancas. Las Margaritas. Tenosique. Ocosingo. Nepantla. Guerrero. Casco de Santo Tomás. Tlaltelolco…

Salvador Olmos García. Anselmo Cruz Aquino. Gustavo Salgado Delgado. Nadia Vera. Julio César Mondragón. Don Nepo. Marisela Escobedo. Juan Francisco Sicilia. Bety Cariño. Javier Francisco Arredondo. Luis Denzel Durazo López. Brad Will. Ollin Alexis Benhumea. Fernando Franco Delgado. Ricardo Zavala. Subcomandante Insurgente Pedro. Aurora. Alfredo. Manuel…

No son sólo nombres. No son sólo lugares.

Son el candor y el desgarre entre quienes les tuvieron cerca en vida. Son, en la solidez de sus particularidades, los durmientes de esta amplia lucha por la vida. El asidero de quien se resigna a no olvidar, de los obcecados con la necesidad de que haya justicia. Son referentes imprescindibles, en estos erráticos y turbulentos tiempos (tanto en el actuar como en el pensar) pues acusan todos a un mismo origen: el Estado y su transformativa participación con el Capital.

Se puede debatir si lo nacional es o no cosa del pasado; se puede debatir si es el trabajo lo esencial de lo humano o una carga de la cual podrá liberarse; si imperialismo o imperio; se puede debatir, siempre, sobre cada aspecto de la lucha. Pero estos debates no deben servir de parapeto a la indiferencia.

Estas compañeras y compañeros, y los lugares que arroparon sus muertes, serán la causa de nuestra propia ignominia si somos omisos ante lo que está sucediendo.

Se cierne en los cielos escritos del poder la amenaza de próximas acciones en contra de los bloqueos magisteriales con amplio apoyo popular, en Oaxaca y Chiapas. Desde diversos medios han machacado al público la imagen del desabasto de alimentos y combustibles en ambos estados; en la mesa de diálogo, el gobierno federal, representado por el secretario de gobernación, afirma que la reforma es un hecho constitucional intocable; ahora que el secretario de educación ha quedado relegado, el de desarrollo social anuncia que se ha creado un “puente aéreo” para llevar tantas toneladas de grano al territorio del desastre. Voceros de las cúpulas empresariales advierten sobre la inminente catástrofe económica y los eventuales despidos, a los que se verían obligados, en caso continúe esta crisis. Desde la prensa con vocación policíaca, se acusa a organizaciones populares y no gubernamentales de haber recibido millones de pesos del gobierno estatal de Oaxaca. Y, a pesar de los pesares, la insurrección permanece, decenas de bloqueos se mantienen en pie, impidiendo la libre circulación de mercancías pertenecientes a empresas transnacionales.

Las acciones de Nochixtlán, el 19 de junio, quedan en suspenso; poco se dice de las inconsistentes declaraciones de la policía federal; nadie muestra la más mínima evidencia, no hay testimonio alguno que apunte a pobladores armados, disparando y emboscando a las fuerzas del Estado; sobran las que muestran lo contrario. Es claro que la prioridad del capital y sus vasallos está en aplacar este despertar popular; en “restaurar el Estado de Derecho”: ese donde los cuerpos policiacos pueden disparar a mansalva sobre población indefensa sin que haya consecuencias graves para nadie más que quien está al otro lado del cañón.

Es urgente encontrarnos. Aprender, nuevamente, a ser compañeros; aprender a avanzar y prepararnos para vencer.

Efemérides

En la historia de México, en las FLN, en nuestra Casa de todas y todos, celebramos los meses de julio trabajando, y es que la lucha antimperialista no debe detenerse nunca.

Para todos los mexicanos, julio tiene un recuerdo histórico de luto nacional. En julio fue fusilado el “Padre de la Patria, Don Miguel Hidalgo y su cabeza colocada en una jaula por los 11 años que duró la guerra de Independencia.

En julio, falleció Don Benito Juárez que sostuvo la guerra contra las fuerzas extranjeras imperialistas hasta que logró su expulsión derrotándolas totalmente.

Para las FLN nuestra Organización “madre” o “iniciadora de la resistencia armada de la juventud” en el siglo pasado (1969), en el mes de julio de 1971 se descubrió su existencia y dos compañeros enfrentaron al grupo de sicarios que en México denominamos como “madrinas” sorprendiéndolos, logrando escapar y poner a todos los compañeros en alerta defensiva (ver Cuaderno de Trabajo Dignificar la Historia I). Uno de ellos, nuestro compañero “Héctor”, nació en el mes de julio y nosotros no lo olvidamos. “Héctor” junto con nuestro compañero “Manuel” fueron los dos iniciadores de los trabajos en la Selva Lacandona, integrantes del núcleo guerrillero Emiliano Zapata que habría de convertirse en un Ejército del Pueblo con la misión de defenderlo. No debemos confundir, el deber de los pueblos libres es mejorar su situación material y el deber de su ejército, defenderlo siempre.

Poco a poco, el núcleo fue creciendo hasta ser descubiertos. La lucha se inició y el ejército del régimen que oprimía y mataba principalmente estudiantes sufrió también sus primeras bajas; se ha tratado de ocupar esa parte de la historia de México pero para aclarar esa etapa de la lucha del pueblo, está la Casa de todas y todos ustedes.

En la actualidad, en el mes de julio preparamos las Jornadas de trabajo para incrementar la participación de las compañeras y compañeros, la mayoría jóvenes, invitándolos a participar en cursos, conferencias, ejercicios físicos, bailes, música, técnicas de diseño, ajedrez y lo que ellos decidan con entera libertad, para que el propósito de la existencia de un Centro donde se agita la libertad y el compañerismo, no se pierda nunca. Las invitaciones se publicarán en fechas próximas.

El sitio histórico que es la Casa, nuestra Casa, la Casa de todas y todos ustedes, esa que es incómoda y ha sido vandalizada y vuelve a edificarse, que sigue en pie, libre y trabajando para recordar la historia Patria, la memoria para la liberación de nuestros pueblos, y la búsqueda de nuestros compañeros desaparecidos políticos, desde los más antiguos hasta los actuales, continuará sus esfuerzos creando conciencia participativa en la juventud de México y el mundo.

Queremos anunciarles que el próximo 6 de agosto, en el 47 Aniversario de la fundación de las FLN en Monterrey, México, presentaremos el Cuaderno de Trabajo Dignificar la Historia II (1975-1977) con conferencistas invitadas y transmisión en vivo. Asistan y participen.

Para todas y todos…. Nuestro….

“Vivir por la Patria” o “Morir por la Libertad”
Grupo Editorial de la Casa de todas y todos,

Julio, 2016




Junio: conjunción de ideales

El poder hegemónico transmite actualmente la idea de que sólo hay un camino para la humanidad: el del capital. Esta idea se refleja en múltiples aspectos de la vida y pareciera cubrirlo todo. La adquisición de vivienda, vendida como proyecto de vida y no como un derecho elemental; la explotación  rentable  o más aún, sustentable, de la tierra cada vez más distante del campesino como próxima de la agro-empresa; el acceso al trabajo mediado por una degradante competencia entre desposeídos; el ingreso a un sistema educativo supuestamente “reformado”, apuntando a un mañana de explotación y precariedad; la salud entendida como la compra de una mercancía más, que o se paga en abonos o resulta incosteable para el trabajador promedio; el consumo de alimentos, crecientemente atravesado por la industria en detrimento de la salud pública; el acceso a la información, creada por empresas y cuyo consumo está siempre mediado, en algún punto, por alguna forma pago a esos servicios; la cultura entendida como oferta del Estado para el divertimento de sus habitantes.

Así como es ofertada toda aspiración y vendido todo derecho, en el camino del capital sólo hay una forma de hacer política. Y  esa forma de hacer política está atravesada por el procedimiento electoral, el cual se califica de ciudadano y democrático. Por más que luego de cada jornada electoral surjan sombras – o claras evidencias – acusando procesos fraudulentos que despojan de todo margen de decisión al electorado, en tanto una minoría deposite su voto “libre” en las urnas, de acuerdo a las voces oficiales la democracia se ha realizado.

Este mes de junio, en diversas entidades federativas de México, se volverá a montar este engaño donde una minoría hace-como-que elige a los políticos que invariablemente proseguirán la lógica del capital. Esa lógica que ha imposibilitado la paz en nuestra casa; que ha desmantelado nuestra frágil -y valiosa- independencia; que ha puesto en entredicho la posibilidad de una justicia real. Esa lógica que sustituye toda libertad con los elementos de la compraventa.

La “novedad” de la actual democracia mexicana es la apertura del juego electoral a individuos que se declaran a sí mismos como “independientes”. Pero su independencia es reducida a no pertenecer a algún partido político. Ante el desgaste de esta añeja figura organizativa en el marco de la opinión pública, el capital auspicia la elegibilidad de “ciudadanos” a cargos de responsabilidad pública.  Cabe observar que esta apertura ha sido impulsada por sectores empresariales descontentos por la rapiña de los partidos políticos, más que por una movilización popular. De ahí que, hasta ahora, las candidaturas independientes tengan, en lo general, propuestas que no distan del espectro político institucional.

Un sector de la población considera que aún existen programas e ideologías en confrontación dentro del sistema político electoral. Esto es falso. Si es posible la rotación de partidos en los puestos de elección popular esto se debe a que, en unos y otros, la lógica del capital es el criterio imperante, por más que haya distintas tonalidades, acentos, colores y envolturas.  Ejemplos de ello abundan en México y el mundo.

Cuando AMLO fue elegido para el puesto de jefe de gobierno del entonces Distrito Federal, su ejercicio de gobierno cumplió con la lógica del capital. La vivienda se encareció con su bando 33; el centro histórico se entregó a la iniciativa privada.

En fecha reciente, el gobierno electo del socialista Hollande, en Francia,  ha propuesto una reforma laboral que sólo favorece la lógica del capital. Enfrenta actualmente una encarnizada oposición sindical.

En Grecia, sumida en una profunda crisis producto de la lógica del capital, el pueblo eligió a Tsipras, ubicado – al igual que los anteriores – en una supuesta “izquierda” del espectro electoral. Una vez en el poder, y luego de un referéndum que arrojó un democrático NO!, ese gobierno aceptó el paquete de la Troika: la lógica del capital, sin restricciones.

Hoy resulta evidente que con el procedimiento electoral sólo se elige a quienes ejecutan un estado de excepción como regla. Eso que nos ofrecen como democracia es sólo la envoltura de la dictadura del capital.

Efemérides

En el mes de junio, el pueblo de México hace un alto en su lucha para recordar, no sólo lo genocida del sistema político para la juventud; para nunca olvidar a los estudiantes masacrados el Jueves de Corpus de 1971 y repetir todas y todos “10 de junio no se olvida”, tal y como aparecía en los muros clandestinamente, para burlar la represión y la muerte.

En la Casa de todas y todos, tenemos, además, el deber de recordar a nuestros compañeros muertos y desaparecidos en la lucha.  Junio es el mes de nacimiento de nuestro compañero Manolo o “Placa Chica”, como le decíamos de cariño. Fue fundador de nuestra organización Madre, las F.L.N., a la cual, por “decreto”,  han querido dar por liquidada más de una vez. De Manolo sabemos que fue ingeniero y maestro universitario, que abandonó todo para integrarse a la lucha armada y que llegó a ser el responsable de las casas de Reclutas. Nuestro compañero, cumpliendo con su deber, estaba en la casa de Nepantla, cuando fue asaltada por el ejército, guiados por la traición.  Logró poner a salvo a 2 compañeros cuando fue herido y rematado ante los ojos del delator con ésta frase: “éste está herido, vamos a darle su medicina”.  En nuestro cuaderno de trabajo “Dignificar la Historia II”, en preparación, daremos a conocer los comunicados escritos sobre él, siempre con respeto.

En junio recordamos también el nacimiento de “la compañera Ruth”, que representa a la juventud rebelde que no se rindió ante la represión de la época. Ella, taquimecanógrafa de profesión, ingresó a nuestras filas en los peores años de persecución política. Sabían que existíamos y nos buscaban. Ella militó bajo las órdenes de la compañera Lucha en la casa de seguridad que le asignaron y fue cumpliendo con las pequeñas tareas, esas que forman conciencia y para las cuales no hay substituto: sólo el trabajo revolucionario genera conciencia revolucionaria. Así, poco a poco fue asumiendo mayores responsabilidades y llegó a dirigir el secretariado ejecutivo del Buró Político. También sobre ella existen documentos históricos que daremos a conocer en próximas fechas.

Hoy es nuestro deber de compañeros repetir:

¡¡¡10 de junio no se olvida!!!

Compañeros Manolo y Ruth….. ¡¡¡Presentes!!!

¡Vivir por la Patria! o ¡Morir por la Libertad!

 

Grupo Editorial de la Casa de todas y todos




Los mayos en la historia

01021208

Compañero Ismael.

Grandes acontecimientos nos motivan en Mayo a nunca olvidarlos. El primer día del mes nos hermanamos a todos los trabajadores para convertirnos en uno y en pie de lucha marchar para alcanzar un nuevo orden social, basado en el trabajo colectivo, la producción material para el bienestar social y el respeto humano como un derecho. Parece muy poco pero eso tan sencillo, cuesta vidas. El 1º de mayo no es sólo para recordarlo, sino es un llamado a seguir luchando para convertirlo en realidad.

El desprecio al trabajo es un rasgo ideológico manifesto del capitalismo actual, en el cual por un lado se festeja el engaño y el crimen como camino al “dinero fácil”, y por el otro se establece la especulación financiera como actividad económica privilegiada. El desprecio al trabajo está también presente en la desarticulación de todas las herramientas de defensa laboral, en la desaparición de derechos básicos obtenidos por aciagas luchas obreras de más de ciento cincuenta años.

Hoy tenemos, frente a los ojos, nuevas evidencias del desprecio al trabajo; en las noticias de la explosión en la planta de Pajaritos, en Coatzacoalcos, con cientos de heridos y 32 trabajadores muertos, y desaparecidos, víctimas todos de la negligencia patronal y la nula inversión en la infraestructura de una planta industrial añeja. Y veremos en mayo, mes del trabajo pero también del maestro, nuevos pasos de la lucha magisterial en defensa de sus derechos laborales y de la educación al servicio del pueblo; el recurrente uso de la fuerza pública como elemento presente en la “negociación” con la disidencia magisterial es un claro reflejo del profundo desprecio que el Estado mexicano, ya una filial más del corporativo de la clase capitalista, tiene por las trabajadoras y trabajadores conscientes.

La identidad proletaria, esa herramienta ideológica que sirvió a los pueblos para obtener las grandes conquistas laborales del siglo XX, se ha disuelto en una multiplicidad de nombres y causas que apuntan a demandas concretas y legítimas, muchas de ellas sumamente apremiantes, las cuales sin embargo, en el terreno de la confrontación política con el capital, no reúnen la fuerza necesaria para frenar el avance, supuestamente insoslayable, del imperialismo capitalista.

Desde nuestra perspectiva lo único insoslayable en la historia es el trabajo. En él se configura la auténtica fuerza que arroja cambios al mundo: la vida de los pueblos. En algún momento futuro, pensamos, la perspectiva de las múltiples luchas que hoy levantan una pléyade de banderas, consignas y discusiones, habrá de volver la mirada a la actividad fundamental sobre la cual se erige todo el espectro de lo social, el trabajo, y a su vuelta –como siempre ocurre- transformarlo. Los esfuerzos ideológicos del enemigo por llevar al olvido la palabra proletaria tienen un justo miedo: les recuerda la capacidad de triunfo en el andar de los pueblos. Desde esa identidad, los trabajadores del campo y la ciudad no sólo se quejaron: ¡vencieron!

Efemérides

 

Tenemos el deber de recordar a los héroes que nos dieron Patria y Libertad. Xavier Mina, “el Mozo” y Servando Teresa de Mier, “el Fraile”, partieron un mes de mayo de hace 200 años, a la América Irredenta a luchar por nosotros para romper las cadenas que nos sujetaban a un imperio avasallador e inhumano.

Fue un año de intensa preparación, sufrieron no solo la persecución de los espías imperialistas, los menos firmes en su determinación de luchar desertaron y entregaron a las autoridades imperiales los planes revolucionarios. Aún así contactaron a Simón Bolívar en Haití, sufrieron el embate de un huracan que hundió uno de los barcos y tuvieron que conseguir otro, hasta que arribaron a México en abril de 1817 con armas y una imprenta. Las luchas de liberación siempre son políticas, y sus herramientas fundamentales, ya lo sabemos, son “las armas de la crítica”.

Fueron vidas consagradas a nuestra libertad donde el uno perdió la vida y el otro obtuvo la cárcel. Son nuestro ejemplo y no los olvidamos.

En mayo celebramos el día del nacimiento del compañero Ismael. Lo recordamos con respeto y cariño, entregado a la organización y al estudio; y a los compañeros Mario y Ruth, muertos en un triste mes de mayo, cumpliendo sus deberes internacionalistas. Así poco a poco uniremos las historias y rescataremos sus vidas de los archivos amañados de los torturadores asesinos.

Los compañeros fundadores de éste movimiento tan digno, nos dicen en sus comunicados cómo debemos comportarnos, así lo hemos hecho siempre, sin engaños ni abusos, con compañerismo perene. Nos forjamos en el trabajo colectivo, en una organización que transforma e incorpora la ética a la lucha social; no vamos a fallarles, nuestros archivos hablarán por si mismos.

Como grupo Editorial formamos parte de esta nueva generación a la que le toca analizar en forma crítica la historia contemporánea, no para quejarnos culpando a otros de nuestros errores, y luego inútilmente dar marcha atrás, sino para transformar con su ejemplo lo que es nuestro deber concluir.

En mayo:

Para los trabajadores del mundo… nuestra solidaridad
Para los héroes nacionales…. Nuestra eterna gratitud y respeto
Para nuestros compañeros de lucha…. Nuestro “Vivir por la patria o Morir por la Libertad

Grupo Editorial de la Casa de todas y todos
Mayo, 2016

*Retrato del Co. Ismael, archivo de la Casa de Todas y Todos.
*Foto de portada: Corresponsalía de Chubakai.




Abril: fue el Estado… y sigue.

Ha concluido el primer trimestre de este año, y en él se ha confirmado la profunda descomposición económica, política y social que vive nuestro país. Vuela el valor de nuestra moneda, depreciándose primero por la caída del precio del petróleo – entre otros factores – y apreciándose luego de que se anuncian severos recortes al gasto público. El peso vale en la medida en que sea un instrumento más de este histórico desmantelamiento de todo lo comunitario sobre nuestra tierra.

Luego de que por más de un año el gobierno federal – y el Estado en su conjunto- se dedicase a afirmar en cada espacio que la dolorosa desaparición de los cuarenta y tres normalistas de Ayotzinapa fue producto de una excepción, llevada a cabo por un puñado de autoridades corruptas, vinculadas con el crimen organizado y no de una política de Estado, las desapariciones de jóvenes a manos de policías y elementos del Estado continúa; primero 5 desaparecidos en Rio Blanco, luego 3 más en Papantla. Ahora, el poder legislativo ha aprobado una ley que permite al poder Ejecutivo decretar estados de excepción y suspender las garantías individuales plasmadas en la Constitución, en casos de perturbación grave de la paz pública. La consigna “Fue el Estado”, que se ha oído en todo lo largo y ancho de nuestra patria, mantiene su grave verdad expuesta, en la gesta de una solución consecuente.

Las páginas de los diarios en los últimos días dan cuenta de un rasgo más de esta acelerada descomposición; jóvenes privilegiados, hijos de funcionarios y empresarios, conformados en una banda que viola y mata a adolescentes por el sólo motivo de su nauseabundo divertimento. Las autoridades en turno permitieron su escape de la justicia, desestimando como pruebas de sus actos criminales evidencias y confesiones videograbadas. Sólo el empeño de la sociedad que lucha por justicia logró traer a la luz el nombre de “los Porkys”.

Resulta necesario hacer conscientes las razones que median entre estos sucesos; desde nuestra perspectiva, se trata de la imposición de una dinámica política, económica y social que, saltando de una crisis a otra, permite el creciente despojo de los bienes naturales y las riquezas sociales, el incremento de los márgenes de explotación, y la disolución de todo tejido colectivo que se oponga a ello. De esta dinámica social impuesta no vendrá un nuevo orden; la restitución de la paz social, o mejor dicho, la primera y genuina aparición de la paz social,  será un logro del pueblo entero, no de los cerdos que dicen gobernar. Ese logro sólo será posible mediante la reconstrucción política de los vínculos entre los sectores populares, la formación de compañeras y compañeros dispuestos llevar adelante la lucha de liberación, la recuperación de la confianza en que, como pueblo, sabremos ser libres, vivir en justicia y gobernarnos.

Efemérides.

Nunca olvidar a nuestros compañeros, es no sólo un deber, también es un orgullo.

La historia, la búsqueda de la identidad, la permanencia en el tiempo, la defensa de la cultura, forman un todo coherente que el estado y el imperialismo dominante tratan de impedir. Pero nosotros no olvidamos.

Son tres los compañeros que recordamos en éste mes….

Nuestra compañera Soledad…

Soledad representa a la juventud estudiantil que acude a la defensa de su pueblo, sin importar riesgos y sacrificios. Chiapaneca nacida en la sierra, no duda en incorporarse a la militancia como profesional, es decir, aquellos compañeros que dedican  cada día en la clandestinidad para prepararse para combatir; la recordamos enseñando a los compañeros de nuevo ingreso en el cuidado de la casa de reclutas, con paciencia y compañerismo. Sin duda cumplió con su deber. Fijó las bases de nuestra convivencia futura, La recordamos con orgullo y cariño.

Compañero Ricardo….

Joven profesionista que cambió la vida intelectual, la búsqueda de la vida placentera, sin compromiso social, para incorporarse al “núcleo guerrillero Emiliano Zapata” donde se gestaba el futuro ejército del pueblo de México, sin importar el tiempo que tomase lograrlo. Lo recordamos en sus discursos libertarios en la época de luchas estudiantiles, siempre en defensa de la comunidad. Su vida sirve de ejemplo vivo y actuante.

Compañero maestro Fidelino…

El primer compañero indígena que se incorporó a los trabajos clandestinos en la zona de guerra durante la preparación del núcleo guerrillero. Maestro bilingüe, recibió nuestro plan político y no dudó en buscar nuevos compañeros en las comunidades indígenas. Él nos informó de la presencia de los “agentes gringos” que estaban instalados en la Laguna del Ocotal, que él mismo denominó como “el Ocotal Americano”. Su ejemplo hoy se reproduce en miles de compañeros, por lo que no permitiremos que se relegue su vida y se olvide su sacrificio.

En sus fechas de nacimiento decimos a la compañera Soledad, compañero Ricardo y compañero Fidelino…..

¡Presentes compañeros!

¡Vivir por la Patria! O ¡Morir por la Libertad!

Grupo Editorial de la Casa de todas y todos

 

*Fotografía, corresponsalía de Chubakai.



Marzo 3, Martxoak 3.

“Solidaridad es:
Sentir en la mejilla, el golpe que reciba cualquier mejilla del hombre.”
José Martí

En un par de meses se cumplirán doscientos años desde que Xavier Mina y Fray Servando zarparon rumbo a América desde la ciudad portuaria de Liverpool. Este evento, junto con los que se desencadenaron como consecuencia, es uno de los motivos históricos que unen al pueblo vasco y al mexicano. Pero no es, en modo alguno, el único.

Ambos pueblos han luchado incansablemente, y a través de diversas formas, por la consecución de la libertad, la independencia, la justicia y demás reclamos, todos ellos muy sentidos. Ambos pueblos han sido, en distintos momentos, víctimas del atropello imperialista; como tantos otros pueblos, vascos y mexicanos marcamos fechas, puntos cardinales en la memoria colectiva, para no olvidar el camino, para nunca claudicar.

Hablamos el mes pasado del día catorce; hablamos este mes, marzo, del día tercero. En esa fecha, tres de marzo de 1976, en la ciudad de Gasteiz, Euskal Herria, 5 obreros murieron acribillados – y decenas fueron heridos- por elementos de un régimen “nuevo”, a unos meses de la muerte del ruin dictador. Pero la dictadura no es una persona, es un sistema, y nada hay de nuevo en las viejas prácticas opresoras del capitalismo.

Nuestras hermanas y hermanos del pueblo vasco nos obsequiaron una revista que conmemora la lucha obrera y el contexto de ese Martxoak 3. La compartimos aquí hoy con ustedes. Enviamos, además, desde la Casa de Todas y Todos, un saludo solidario a las tierras de Euska Herria, donde los ideales de la justicia social tienen tanta historia, tanto arraigo.

Efemérides.

En el mes de marzo, toca recordar a:

Compañero Alfredo
Lo recordamos en marzo. Miembro fundador de las FLN, dirigió el repliegue organizativo después de los hechos ocurridos en Nepantla y en la Laguna del Ocotal. Su firmeza y convicción en la lucha, logró que nuestra organización no desapareciera ante la brutal embestida gubernamental. Con su ejemplo y trabajo nos enseñó, desde aquellos años, el significado de la palabra resistencia que nace desde entonces y caracteriza el andar de las FLN.

A decir de los compañeros que lo conocieron… “….el más bello ejemplo de saber unir el decir con el hacer.” “Decía él, y con razón, que cada tarea, por mínima que parezca, debe emprenderse pisando terreno firme, con objetividad, desechando nuestros buenos y pretensiosos deseos, siempre loables y ambiciosos, pero no siempre ajustados a la realidad.”

Compañera Anita
Compañera internacionalista a quien recordamos en marzo. Alguien que la conoció “en su otra vìda” –diría la compañera Ruth- comentaba sobre ella: “… ante un exámen en la escuela, contestó “al revés de los pretendido por la maestra”, quien le reprochaba su voluntario y evidente desinterés, a lo cual replicó Ana: “usted lo que quiere es obligarme a mentir para premiarme con la calificación más alta. Prefiero reprobar pero decir la verdad”.

Compañera Lucha
Nacida en marzo, fue la primer militante en integrarse a la clandestinidad en 1971 y también primer compañera que fue a la montaña a buscar contactar con nuestros compañeros en la Laguna del Ocotal. Sus trabajos la llevaron a ser pilar (en los hechos como en nombre pues también se llamó Pilar) en los trabajos de organización en nuestras casas, maestra tanto de la difícil vida en la clandestinidad, como en la enseñanza de conocimientos a más de uno de nuestros compañeros indígenas que en aquellos años llegaron a nuestras casas.

 

Compañeros Alfredo, Anita y Lucha…. ¡presentes!

Vivir por la Patria o Morir por la Libertad.

Grupo Editorial de la Casa de Todas y Todos




Las rupturas de febrero.

Para nuestra larga historia, el más corto de los meses ha vestido con el frío de sus días más de una ruptura; y tiene para nosotras un significado hondo y severo. Mes de nombres que duelen, por pertenecer a compañeras, compañeros, que nos fueron arrancados y desaparecidos por el Estado Mexicano: César, Murcia, Alfonso, Héctor, Ricardo, Fidelino; de topónimos como Nepantla, donde cayeron Salvador, Manuel, Dení, Sol, Gabriel; o Cárdenas, donde Aurora y Gonzalo fueron ultimados por las armas del ejército federal.

En cada caso, un ejemplo del deber revolucionario llevado a sus últimas consecuencias. Al igual que el General Vicente Guerrero, asesinado un catorce de febrero, nuestras compañeras y compañeros vivieron por la patria y murieron por la libertad.

En cada caso, sin importar lo profundo de la herida, hemos aprendido a curar, cuidar y remontar. Este camino, por más que lo llamemos nuestro, pertenece al pueblo por la convicción de quienes lo han andado; y ha sido en el pueblo trabajador del campo y la ciudad – en las maestras, estudiantes, obreras, campesinos, profesionistas, empleados y un largo etcétera- donde esa misma convicción halla siempre nuevas manos, plantas frescas para seguir andando; horadando a través de si mismo, por la convicción de ser libre, el pueblo nuestro hallará seguramente una nueva voz, dispuesta a decir las verdades necesarias en estos oscuros días en que la mentira gobierna.

Efemérides

romeoJoven3Siempre hemos honrado la Memoria de los compañeros muertos y desaparecidos políticos que aún buscamos. También en febrero, aunque cada cuatro años, – y a propósito que 2016 es bisiesto-, el día 29 de febrero recordamos a nuestro Co. “Romeo”, en la fecha de su nacimiento. Con ese nombre lo recordamos pues así lo nombraban los compañeros que lo visitaban en los años 70’s.

De origen humilde, terminó sus estudios de medicina y tuvo el honor de pertenecer a una generación de jóvenes médicos profesionistas avecindados en Monterrey, Nuevo León, México, hicieron suyos los ideales de la izquierda NO conformista y pusieron sus conocimientos al servicio de su pueblo, en tiempos en los que el ascenso del nazi-fascismo en Europa desembocaría en la Segunda Guerra Mundial.

A esta generación pertenecieron: el Dr. Ángel Martínez, el Dr. Mateo A. Sáenz, – padre de nuestra compañera Murcia- el Dr. Salvador Martínez, el Dr. Piedra -Padre de Jesús Piedra, desaparecido político-, y muchos otros, que no dudaron en compartir las vicisitudes de la lucha política con los dirigentes obreros de esa época. Por ello se granjearon la agresión y el desprecio de los empresarios y de los gobiernos corruptos que todavía padecemos.

Para todos ellos nuestro recuerdo imperecedero. Por ellos y para nuestro pueblo existimos, suya es la idea y la forma de actuar de la Casa de todas y todos, ¡¡no nos rendiremos!!


Co. Romeo ¡¡Presente!!

¡Vivir por la Patria! o ¡Morir por la Libertad!

Grupo Editorial de la Casa de todas y todos




¡Primero de enero!

En unas horas comenzará 2016. Hemos decidido publicar esta editorial de enero horas antes, para recordar el cumpleaños de nuestro compañero Gonzalo, fundador de las FLN, caído en el cumplimiento de su deber en febrero de 1975. Gonzalo fue en todo momento un compañero ejemplar, dispuesto a llevar adelante los trabajos que fuesen necesarios, como queda asentado en remembranzas que fueron dadas a conocer como comunicados confidenciales luego de su muerte.

Hoy, decimos:
¡Compañero Gonzalo, Presente!

Hemos comenzado a seleccionar ya los documentos que formarán parte de los cuadernos de trabajo que continúan la labor de Dignificar la Historia; así , hemos pedido a reconocidas historiadoras que analicen y hagan, sin ningún tipo presión por parte nuestra, los comentarios del periodo que va de 1974 a 1979.

En 1974, las FLN pasaron por un periodo de acelerada actividad en el que la convicción y el fulguroso ejemplo de los compañeros desaparecidos y caídos, fue el asidero principal para impedir que la tristeza y el desconcierto hicieran naufragar la labor colectiva que cobro vida el 6 de agosto del 69.

Los objetivos de esa labor siguen vigentes, como vigente continúa la represión al descontento social, las desapariciones políticas, el acoso a activistas y periodistas, el encarcelamiento y homicidio como fórmulas de la mafia gubernamental para enfrentar los reclamos de una sociedad que, poco a poco, halla los modos y los medios para articular su descontento. No hay lugar para la tristeza en el concierto de la viva rebeldía de los pueblos: cualquiera que haya caminado una marcha en la ciudad o en las carreteras, que haya levantado una barricada, montado guardia en un plantón o huelga, preparado café para mantener atenta una asamblea, cualquiera que en sus manos haya empuñado la decisión de decir NO al imperio de lo injusto, lleva como verdad en su corazón las palabras de Julius Fucik, ¡Que la tristeza no sea unida jamás a nuestro nombre!

Será esta noche, en los hogares mexicanos – y en muchos otros extranjeros, también – noche de propósitos para los ciclos venideros. Nosotras en la Casa de Todas y Todos, nos hemos propuesto continuar con el proceso político que anunciamos en Nuestra Propuesta; llevar a buen término los encuentros regionales que ahí hemos planteado; sumar, en la medida de nuestras posibilidades, a la consolidación de procesos políticos que encaucen el descontento popular hacia caminos de liberación, justicia y democracia.

Finalmente, nos resta recordar dos aniversarios que se cumplen el día de mañana, primero de enero.

Se cumplirán 22 años del levantamiento armado del Ejército Zapatista de Liberación Nacional; el trabajo lento y constante de las FLN pudo resumirse en una fecha: felicitamos y agradecemos a los pueblos indígenas, a los compañeros de la ciudad y el campo quienes, involucrando a sus familias, participaron directamente en la titánica tarea de constituir un ejército popular; que supieron vencer y convencer. Nuestra entera solidaridad está con ustedes, con su lucha, con su ejemplo.

Será también el 57 aniversario de la Revolución cubana, hito histórico en un siglo poblado de eventos trascendentes; ejemplo para los pueblos de América Latina, pero también para los del mundo entero: se puede vencer; se puede erradicar el trabajo infantil, el analfabetismo, la insalubridad, el hambre, en un país con severas carencias económicas (y con un bloqueo económico que cumplirá en 2016 cincuenta y seis años); como todo proyecto humano, la construcción de el sistema social cubano está plagada de problemas y seguramente se han cometido errores. Tenemos la impresión, en la Casa de Todas y Todos, de que el pueblo cubano tiene en sus manos y sus mentes las herramientas necesarias para gestionar libremente su futuro.

Fin al bloqueo económico a Cuba, solidaridad con la isla rebelde, ahora y siempre.

31 de diciembre de 2015, 1 de enero de 2016.

¡Vivir por la patria o morir por la libertad!

Grupo Editorial de la Casa de Todas y Todos.




Diciembre, tiempo de valoraciones.

El último mes del año se presta siempre para hacer evaluaciones sobre el ciclo que concluye, es tiempo de valoraciones.

Nuestra lectura de este año que concluye, 2015, tiene sin duda una dramática connotación para todas y todos los mexicanos. La impunidad y el cinismo ha sido la respuesta por parte del Gobierno de Peña Nieto ante la desaparición de los 43 de Ayotzinapa, aplicando la misma mecánica frente las de miles de desapariciones forzadas registradas. La criminalización y la fuerza ha sido la respuesta dada a los miles de maestros que no están de acuerdo con la dichosa y desgraciada reforma educativa. El asesinato de periodistas y defensores de derechos humanos se convierte hoy en un constate recordatorio de que la represión y la censura es parte de la política criminal del Estado.

Cerramos este año también con la terrible estadística de que 83.3 millones de mexicanos vivimos muy por debajo del nivel de pobreza, en la miseria, mientras que el mal gobierno se congratula y firma la entrada de México al Acuerdo Transpacífico de Asociación Económica (TPP), o sea, un TLC extendido y reforzado que sella la entrega del país a las trasnacionales extrajeras y al imperialismo norteamericano.

En cuanto al trabajo de la Casa de Todas y Todos, hemos llevado adelante nuestro compromiso de recuperar la historia de nuestra organización madre, publicando el pensamiento de nuestros compañeros fundadores en el cuaderno de trabajo Dignificar la Historia I.

Este es el primer paso de varios más que habremos de dar en adelante en este mismo sentido; como continuación de este mismo propósito, hemos realizado presentaciones de los materiales contenidos en dicho cuaderno de trabajo en varias ciudades del país, y en varios países del continente europeo, donde fortalecimos los lazos internacionalistas que desde siempre han sido de gran importancia para nosotras y nosotros.

También hemos avanzado en los trabajos de vinculación política a través de Nuestra Propuesta de Unidad, publicada luego del doloroso septiembre de 2014; a más de un año, consideramos que nuestro diagnóstico es certero en la necesidad de sentar las bases de un nuevo acuerdo social en nuestro dolido país; esas bases, sólo son posibles con la derrota de los representantes del poder político y económico en México, ellos quienes adelantan en nuestras tierras los instrumentos del imperialismo capitalista; esa derrota sólo será posible mediante la unidad popular, concretada en espacios firmes de diálogo y decisión que estamos empeñados en construir.


Efemérides

Como todos los diciembres, recordamos a 2 compañeros:
La compañera Murcia, desaparecida política de la Lista de Ocosingo y el compañero Gonzalo (Pacha).
Los recordamos como decía el compañero Mario en 1980 “….su ausencia es presencia; los compañeros caídos -o desaparecidos- representan ahora un factor de unidad; son el lazo que nos liga con el pasado, con la historia de la organización, son el acicate que nos impulsa al futuro tomando su ejemplo para continuar la obra que ellos impulsaron y que no pudieron ver avanzar por haber sacrificado su existencia para que ella viviera”.

Murcia, Reneé, educadora, testigo de la fundación de nuestra organización madre y también primer compañera seleccionada para integrarse al Núcleo Guerrillero . Cumple años en diciembre.
Gonzalo, Pacha, ultimado por el Ejército Federal en Cárdenas Tabasco, abogado fundador de las FLN, que nunca dudó a quien servir en su profesión de abogado, a los humildes y explotados que se acercaban a él buscando la defensa legal en sus conflictos. “Jamás remuneración alguna quebrantó su fidelidad a la causa de los humildes, como jamás obstó para defender causa justa alguna el no recibir pago por ello”.

Compañeros que se destacaron por su honradez, sencillez, modestia, disciplina y gran espíritu de trabajo.
Compañeros Murcia y Gonzalo…. ¡presentes!

Vivir por la Patria o Morir por la Libertad.




Editorial II. La Memoria Histórica como referente.

Lo hemos dicho en repetidas ocasiones, para la Casa de Todas y Todos la memoria histórica no es sólo un conjunto de fechas en el calendario, no son festejos oficialistas mecanizados que se repiten año con año. La memoria histórica es, para nosotros, la posibilidad de encontrar la continuidad que guardan las luchas del pasado con las luchas del presente. Es tejer en el conocimiento colectivo los esfuerzos de quienes han luchado por la libertad y la justicia en este país; es recordar que las propuestas emanadas de nuestros pueblos son poderosas porque son justas desde su raíz; con la memoria histórica podemos aprender que las travesías de estas luchas son largas y requieren de mucho esfuerzo, pero al final nos dejan muchas lecciones como pueblo, un ejemplo de esto es el sueño que hace 46 años (1969) un grupo de jóvenes empezó a convertir en realidad para la conformación de un ejército que este 17 de noviembre cumple 32 años, ejército que tuvo su origen en el Núcleo Guerrillero Emiliano Zapata y que pocos años después, luego de procesos de reorganización extenuantes y siendo otros los hombres y mujeres pero al final los mismos, en 1980, en los Estatutos de las FLN, le fue asignado el nombre que desde 1983 tomaría: Ejercito Zapatista de Liberación Nacional.

 Son estos esfuerzos los que nos parecen importantes rescatar y asociar con la actualidad, ya que nos enseña que una idea justa y noble perdura a través de generaciones y se convierte en el sentido de lucha de miles que hoy están haciendo su propia historia y construyendo un pedacito de futuro; nada es gratuito ni espontáneo en la lucha, o como lo dijo el profesor Arturo Gámiz: “nada es gratuito en la historia de nuestro pueblo”.

Por esa razón estamos realizando ahora dos actividades que nos parecen fundamentales: Las jornadas de presentación y difusión de los cuadernos de trabajo “Dignificar la Historia I”: Las Fuerzas de Liberación Nacional y la Guerra Fría en México y las reuniones de presentación y discusión de Nuestra Propuesta por un Proyecto de Nación, Libre, Incluyente y Democrático.

El mes pasado una delegación de la Casa de Todas y Todos estuvo presentando en varios países del viejo continente este material; el cuál ha sido recibido con mucho interés para su lectura y en algunos casos para su reimpresión; fuimos sorprendidos de forma grata, por la multiplicación de las invitaciones para hablar sobre la obra, en esos pueblos y ciudades también están construyendo su memoria histórica y eso nos hermana.

Desde luego en nuestro país no estamos haciendo excepción, hemos estado presentes en ciudades de diferentes estados y cerraremos el año con más presentaciones principalmente en México DF, Chihuahua y Nuevo León. Se puede consultar la lista de los eventos en este mismo sitio.

Nuestra Propuesta, que en realidad no es nuestra, pues nace del anhelo de nuestro pueblo y de todo aquel o aquella que quiera retomarla en lo individual o en colectivo, a un lado nuestro o trabajando de forma paralela, sabemos que no es la única y no pretendemos que lo sea, buscamos abrir el debate sobre temas que nos unifican en el dolor pero también en la esperanza:

  1. Vivos se los llevaron, vivos los queremos. Justicia para los que cayeron.
  2. Ante la militarización, la resistencia.
  3. Sin Nosotros no hay futuro.
  4. Con ellos, un México justo y democrático no existe.
  5. Fin al sistema corrupto.
  6. De su desastre nosotros construiremos un nuevo México.
  7. Dignidad y Derechos para todos
  8. Nuestro pueblo primero: México sin Imperialismo
  9. En la liberación del país, todas las luchas, todos los esfuerzos.
  10. Vivir por la Patria o Morir por la Libertad.

Lo prioritario como pueblo es encontrarnos, es identificar a los que quieren un proyecto de país desde abajo y empezar a caminar de forma conjunta, incluyendo las distintas formas de lucha que tengan el mismo objetivo; del lado opuesto están los que han impulsado otro proyecto de país desde hace cientos de años, del lado de los hacendados del lado de los banqueros y el gran capital, del lado de los que hoy han sembrado el terror en toda la nación para impulsar sus políticas económicas.

Tenemos el deber y lo asumimos como un honor y no como un castigo, de seguir buscando a los desaparecidos de la Laguna del Ocotal, a todos los desaparecidos de la Guerra Sucia y los desaparecidos de la “guerra contra las drogas”, lo decimos claramente: El Estado tiene toda la responsabilidad en estas desapariciones y por ellos debemos hermanarnos en la exigencia de la presentación con vida de nuestros desaparecidos, porque ¡VIVOS SE LOS LLEVARON, VIVOS LOS QUEREMOS!

Las demandas planteadas no son nuevas, no son nuestras, las identificamos con un proyecto de país que dibujaron en su momento Hidalgo, Morelos, Guerrero, los Magón, Zapata, Villa; probablemente con algunas diferencias por los momentos históricos, pero al final buscando un objetivo por sobre todas las cosas: un México independiente libre y soberano. Por ello decimos que esta propuesta es de continuidad histórica, por eso seguimos invitando a discutirla y a retomar la consigna que ya desde hace 200 años tronaba en las montañas de este país:

¡Vivir por La Patria o Morir por la Libertad!

Grupo Editorial de la Casa de todas y todos